Por Miguel Angel Cristiani G.

Resulta interesante analizar los resultados de la encuesta elaborada el pasado 16 de enero por José Carlos Campos Riojas, quien hizo la pregunta ya clásica ¿si hoy fueran las elecciones para gobernador en el estado de Veracruz, por qué partido o candidato votaría usted?

Por principio de cuentas, en los resultados se observa que, del 31 de diciembre al 15 de enero, en que se viene desarrollando la campaña de los aspirantes a la gubernatura, Cuitláhuac García de la alianza Morena-PES-PT pasó del 26.2% al 30.1%, es decir tuvo un aumento de cuatro por ciento.

En segundo lugar se coloca a Miguel Angel Yunes Márquez de la alianza PAN-PRD-MC con 28.6% con casi dos puntos porcentuales por debajo.

En tercer lugar, se ubica a José Yunes Zorrilla de la alianza PRI-Verde-PANAL que se mantiene casi igual pues inicia con 14.0% y no alcanza a subir ni un punto porcentual con 14.9%

Otro dato interesante en los resultados de la encuesta es que los llamados electores indecisos, que en diciembre sumaban el 23.3% bajó a 19.1% lo que significa que ya pasaron a tomar una decisión.

De cualquier manera, la cifra de casi el 20% de los consultados no ha decidido aún, es muy reveladora también, porque significa que todavía están en posibilidades de inclinar la balanza hacia un determinado candidato.

Todo depende entonces, de las estrategias y los resultados en las campañas que aunque se supone son para convencer a los miembros de su partido, porque todavía no son candidatos formales, tengan una mayor penetración entre la población.

Así las cosas, según el encuestador José Carlos Campos Rojas si hoy fueran las elecciones para gobernador de Veracruz, el candidato de Morena ganaría por poco menos de dos puntos porcentuales sobre el segundo lugar.

Pero hay que tener encuesta también que hay un casi 20% de los encuestados que se declararon como indecisos, sobre por cual candidato votarán y que en un momento dado pueden ser el factor determinante.

Por eso es que aunque oficialmente todavía no se inician las campañas electorales abiertas hacia toda la población y que hasta ahora solamente pueden interactuar con militantes de su partido para convencerlos de que voten por ellos para ser confirmados como candidatos, se considera que una vez que sean ungidos por las respectivas alianzas partidistas, se intensifiquen las estrategias de penetración para lograr influir en ese 20 por ciento de los votantes que todavía permanecen indecisos.

Lo cierto es que hasta ahora, las campañas de los candidatos a gobernador, no han tenido el impacto que debieran, en buena medida, porque se han visto opacadas por los pleitos y dimes y diretes de algunos de los protagonistas políticos en la entidad.

Tratando de ser diferentes y originales, caen en lo que más se parece a una rutina de comediantes de televisión, que más que convencer, buscan hacer reír a quienes reciben sus mensajes.

Por otra parte, dada la importancia que tiene el estado de Veracruz por el número de votantes que tiene, más de seis millones, la entidad ha sido tomada como escenario de prácticamente todos los candidatos a la presidencia de la república, lo que también hace que los candidatos locales a la gubernatura, sean relegados en las publicaciones en los medios.

Hay que reconocer que prácticamente todos los candidatos a la gubernatura, cuentan a estas alturas del partido, con respectivos equipos de comunicación, que les van cubriendo con imágenes y boletines sus actividades.

Pero esos materiales en su mayoría no alcanzan a ser difundidos, ya que al final de cuentas se trata de publicidad política, que para las empresas de comunicación, es considerada como un producto comercial que debe de ser pagado.

A eso se debe, que los candidatos y sus propuestas, no alcancen la difusión que debieran entre la población y en consecuencia, no logren tampoco modificar significativamente las preferencias entre los electores.

Preferencias que todavía son muy pobres para considerarse como definitivas de un triunfo, como lo demuestra el hecho de que todavía el 20 por ciento de la población electoral no ha decidido por quién votará el próximo 1 de julio.

Se pregunta Pancho López el filósofo de mi pueblo, si los candidatos a la gubernatura ya se habrán dado cuenta de que, para obtener resultados diferentes, tienen que hacer, decir y hacer también cosas y propuestas diferentes.

Búscanos en Facebook: Miguel Ángel Cristiani G.
En Twitter: @bitacoraveracru
Blog: http://bitacorapolitica.com
Página web: http://miguelangelcristiani.wix.com/news-blog-es